Llegaron los chiles en nogada

Una de las épocas más esperadas del año por conocedores culinarios y sibaritas es de los chiles en nogada, En esta temporada podemos paladear durante algunas semanas uno de los platillos más deliciosos de la cocina mexicana.

Una larga espera que se debe a que esta sabrosura está elaborada con dos ricos frutos de temporada: la granada roja y la nuez de castilla. Durante los meses de agosto y septiembre ambos ingredientes gozan de su momento de mayor frescura y abundancia, ideal para obtener el punto exacto de sabor que demanda un buen chile en nogada.

Herencia culinaria

El origen de este icónico embajador de la cocina mexicana se le atribuye a las monjas agustinas, quienes lo prepararon para Agustín de Iturbide con motivo de su santo. Un platillo que no solo refleja el esplendor de la gastronomía poblana, sino, también la fusión de las tradiciones y cocinas de herencia prehispánica, española, asiática y árabe.

Si bien, cada cocinero le imprime su toque singular, hay características inalterables que hacen a este platillo uno de los más especiales y esperados de la gastronomía mexicana. Cubierto por la exquisita cremosidad de la salsa de nuez de castilla, el guiso debe ser elaborado únicamente con chile poblano, que una vez relleno y capeado, se adorna con granada y perejil, dándole esa vistosa personalidad mexicana.

Comentarios en Facebook