Mar y tierra

Cuando sea uno de esos días en los que no te decides entre pedir un liviano platillo del mar o una frondosa opción de tierra, te recomendamos una deliciosa Arrachera con camarones, que integra de forma exquisita los sabores de cada uno.

Así, podrás satisfacer a tu paladar con lo mejor de dos mundos: una jugosa sábana de arrachera sobre un espejo de frijol, rellena de camarones al chipotle, un toque de aguacate, salsa verde cruda y guarnición de arroz y cilantro. Un platillo que, además de ser una auténtica delicia, es una estupenda fuente de nutrientes.

Ricas proteínas

Todos los tipos de carne son una fuente fundamental de proteínas, imprescindibles para la formación celular, y la arrachera es uno de los cortes más populares por su suavidad, gran sabor y poca grasa. Es rica en micronutrientes como hierro, potasio y vitaminas B6 y B12 que ayuda a formar glóbulos rojos sanos.

Por su parte, los camarones son uno de los mariscos más deliciosos que se pueden saborear, y por su versatilidad y frescura combinan a la perfección con una gran cantidad de ingredientes. Los camarones son un alimento de alto valor biológico, bajo en grasas y alto en proteínas, vitaminas y minerales.

Entre otros beneficios, ayudan a regular la absorción de calcio y fósforo en el cuerpo, esencial para tener dientes y huesos fuertes; y, por sus ácidos grasos, contribuyen a prevenir coágulos de sangre y a fortalecer el sistema neurocerebral.

Comentarios en Facebook